BLOG

Buscar

ESTADO DE EMERGENCIA

Actualizado: 26 de feb de 2020




SAN JUAN, PR – FEBRERO 2020 — Esta semana ha sido horrenda para las mujeres puertorriqueñas. Como hombre, nunca voy a entender el miedo y la angustia que deben sentir en su día a día. Somos una cultura machista que odia a la mujer y las trata como objetos. “No Fernando, no es así”, ¿pues entonces, cómo es? Las ignoran cuando piden ayuda, les pegan, las maltratan, las matan todos los días. Es una de dos: o las odian, o se piensa que la mujer es una posesión, una propiedad con la cual se hace lo que le viene en gana al dueño.


Esta semana le tocó a la joven Génesis Aguilar Concepción. Su prima reveló en Facebook el maltrato y abuso que soportaba de parte de su ex pareja, Bryan Viera Bonilla. Un individuo que andaba por ahí, suelto, dándole palizas a esta chica y amenazándola constantemente.

Debo recalcar que Concepción fue a las autoridades en septiembre, y no fue hasta diciembre que se le informó al agresor que había una orden de protección en su contra. El ataque más reciente sucedió aún con la orden de protección. En las fotos se ve a Génesis con el rostro cubierto en sangre e hinchazón en los ojos.


Concepción alega que tres fiscales vieron sus reclamos y dijeron que no había suficiente evidencia. Uno de los mensajes dirigidos a la joven dice: “... Tu las vas a pagar, el primer round casi mueres el próximo no tendrás tanta suerte…” No fue hasta que el post en Facebook se hizo viral que el Departamento de Justicia prestó atención y detuvo al criminal. Y luego tienen la osadía de decir que han sido “diligentes” con el proceso.


Este hombre, si se le puede llamar así, admitió en televisión haberle pegado por sospechas de que Génesis le era infiel. Quiero que quede claro, aquí y ahora, que no existe motivo que justifique agredir a tu pareja. Nunca va a existir una razón valida para abusar, manipular, maltratar o hasta matar a tu pareja.


No puedo parar de pensar en las palabras llenas de odio que Génesis y su familia tuvieron que soportar por meses gracias a la negligencia del Departamento de Justicia. Nadie debería temer por su vida a diario. Parece mentira que estemos hablando de esto en pleno 2020.

Puerto Rico no es el único lugar donde se necesita urgentemente el estado de emergencia. México también está perdiendo mujeres en un abrir y cerrar de ojos. El asesinato de Ingrid Escamilla levantó una ola de protestas cuando la prensa decidió publicar fotos de su cuerpo desmembrado con titulares sensacionalistas.


Y eso, que solo estoy recalcando algunas situaciones. No me quiero imaginar la cantidad de casos que pasan desapercibidos porque las autoridades no les prestan la debida atención, o porque ni han podido llegar a la policía.


Necesitamos un estado de emergencia para ayer. Cada feminicidio que sufrimos es uno que pudimos haber evitado si no pensáramos en las mujeres como una propiedad. Es hora de prestar atención y tomar acción contra estos abusadores que van eliminando a la mujer puertorriqueña. Todas las mujeres merecen vivir en paz.


Fernando Fernández, PI, BAI, CCDI, CDRS, CII, CAS, CHS-II

Presidente - Covert Intelligence, LLC

45 vistas0 comentarios